Documentos

Descargar
archivo

Tripulantes de pesquero se amotinan y dejan pudrir 10 toneladas de pescado

Montevideo, 2 de noviembre de 2022. El pasado sábado, la tripulación del buque pesquero “Atlantic Jane” se amotinó en alta mar, negándose a trabajar y exigiendo al capitán del barco volver al puerto de Montevideo.

El convenio colectivo vigente establece la forma de pago y los adelantos de los tripulantes y, en cumplimiento del mismo, entre el jueves y el viernes la empresa armadora realizó el pago de un adelanto a los tripulantes. Tal como establece el convenio colectivo vigente, los pagos se deben depositar en las correspondientes cuentas bancarias “independientemente de los días que requieran las instituciones financieras para que las transferencias queden acreditadas en las cuentas de cada trabajador”. La empresa procedió de ese modo, notificando a los trabajadores y al sindicato con los comprobantes de las transferencias realizadas.

A pesar de eso, los marineros, descontentos por la demora bancaria en la acreditación del pago en las  cuentas de algunos, y con claras diferencias entre ellos, abandonaron sus tareas y exigieron volver a puerto.

La normativa que aplica a la actividad de los buques determina que el capitán, o “Patrón de Pesca” del buque, es la máxima autoridad a bordo, por lo que la negativa a cumplir con las tareas asignadas configura una insubordinación a la autoridad. 

El motín a bordo fue registrado en el Libro de Navegación y denunciado ante la Prefectura Nacional Naval y la DINARA, en donde se denunció también que el abandono de las tareas dejó 10 toneladas de pescado sin procesar que se pudrió como consecuencia del amotinamiento (ver fotos). El destino de esa captura era la exportación a países de África occidental y a Palestina.

La situación registrada determina un comportamiento de insubordinación que, de acuerdo al Código de Comercio y a la legislación internacional, constituye una falta muy grave, configurando una notoria mala conducta a nivel laboral. 

Las Cámara de Armadores Pesqueros del Uruguay (CAPU) y la Cámara de Industrias Pesqueras del Uruguay (CIPU) condenan estos sucesos, en el entendido de que es una situación de extrema gravedad, al tratarse de motín a bordo e insubordinación con negación de la tripulación a procesar la captura; lo que amerita la investigación, responsabilización y sanciones por parte de las autoridades sobre lo denunciado, teniendo en cuenta que, además, genera la injustificable pérdida de alimentos y grandes perjuicios económicos para la empresa armadora. Los marineros implicados en los hechos denunciados fueron desvinculados de la empresa.

El buque pesquero Atlantic Jane es un buque congelador de pesca de altura, con capacidad de bodega de 190 toneladas, que había zarpado de Montevideo con 22 tripulantes el 15 de octubre pasado y había realizado un relevo de cuatro tripulantes en Punta del Este el jueves pasado.

 

Tripulantes de pesquero se amotinan y dejan pudrir 10 toneladas de pescado

Montevideo, 2 de noviembre de 2022. El pasado sábado, la tripulación del buque pesquero “Atlantic Jane” se amotinó en alta mar, negándose a trabajar y exigiendo al capitán del barco volver al puerto de Montevideo. El convenio colectivo vigente establece la forma de pago y los adelantos de los tripulantes y, en cumplimiento del mismo, entre el jueves y el viernes la empresa armadora realizó el pago de un adelanto a los tripulantes. Tal como establece el convenio colectivo vigente, los pagos se deben depositar en las correspondientes cuentas bancarias “independientemente de los días que requieran las instituciones financieras para que las transferencias queden acreditadas en las cuentas de cada trabajador”. La empresa procedió de ese modo, notificando a los trabajadores y al sindicato con los comprobantes de las transferencias realizadas. A pesar de eso, los marineros, descontentos por la demora bancaria en la acreditación del pago en las  cuentas de algunos, y con claras diferencias entre ellos, abandonaron sus tareas y exigieron volver a puerto. La normativa que aplica a la actividad de los buques determina que el capitán, o “Patrón de Pesca” del buque, es la máxima autoridad a bordo, por lo que la negativa a cumplir con las tareas asignadas configura una insubordinación a la autoridad.  El motín a bordo fue registrado en el Libro de Navegación y denunciado ante la Prefectura Nacional Naval y la DINARA, en donde se denunció también que el abandono de las tareas dejó 10 toneladas de pescado sin procesar que se pudrió como consecuencia del amotinamiento (ver fotos). El destino de esa captura era la exportación a países de África occidental y a Palestina. La situación registrada determina un comportamiento de insubordinación que, de acuerdo al Código de Comercio y a la legislación internacional, constituye una falta muy grave, configurando una notoria mala conducta a nivel laboral.  Las Cámara de Armadores Pesqueros del Uruguay (CAPU) y la Cámara de Industrias Pesqueras del Uruguay (CIPU) condenan estos sucesos, en el entendido de que es una situación de extrema gravedad, al tratarse de motín a bordo e insubordinación con negación de la tripulación a procesar la captura; lo que amerita la investigación, responsabilización y sanciones por parte de las autoridades sobre lo denunciado, teniendo en cuenta que, además, genera la injustificable pérdida de alimentos y grandes perjuicios económicos para la empresa armadora. Los marineros implicados en los hechos denunciados fueron desvinculados de la empresa. El buque pesquero Atlantic Jane es un buque congelador de pesca de altura, con capacidad de bodega de 190 toneladas, que había zarpado de Montevideo con 22 tripulantes el 15 de octubre pasado y había realizado un relevo de cuatro tripulantes en Punta del Este el jueves pasado.  

Descargar
archivo

Descargar
archivo

80% de flota pesquera nacional paralizada por precios del combustible

Montevideo 1º de noviembre de 2022. La Cámara de Industrias Pesqueras del Uruguay (CIPU), informa que la flota pesquera nacional está prácticamente paralizada en este momento debido fundamentalmente al alza de los precios del combustible fijados por ANCAP.

Ante la suspensión de carga de combustible en un buque la semana pasada, el presidente de ANCAP, Alejandro Stipanicic declaró “Es una decisión empresarial de algún operador que evidentemente no puede soportar los precios internacionales”, luego dijo que el ente “fija los precios en función de criterios muy objetivos y de parámetros internacionales” y que “tenemos la obligación de poner el combustible al precio más competitivo posible».

Desde CIPU las empresas del sector responden que no es una decisión de un operador sino de todo el sector que no puede soportar los precios de ANCAP. Hace dos semanas, estaba parada el 45% de la flota, la semana pasada el 61%, y esta semana el 80%, afectando seriamente a todo el sector y a cientos de trabajadores que quedan sin la posibilidad de salir a pescar y luego a procesar el pescado.

Respecto a la forma como se fijan los precios, el sector reclama conocer la fórmula de ajuste, ya que hasta el mes de marzo ANCAP tomada como referencia el precio del  “US Gulf Coast Diesel”, más un “costo ANCAP”, que significaba aproximadamente unos 60 dólares por encima de ese precio de referencia. Sin embargo a partir de marzo, el mark-up de ANCAP se multiplicó por 8, llegando a 400 o 500 dólares por encima del precio de referencia, sin ninguna justificación objetiva.  

Sobre los precios internacionales, la Cámara expresa que Montevideo es uno de los puertos con el combustible más caro de la región, y que aún no entra en vigencia la desmonopolización del combustible para barcos.  

Ante las declaraciones del presidente de ANCAP, la CIPU solicitó al Ministro Paganini y al subsecretario Walter Verri que intervengan en el tema para encontrar una solución urgente al tema.

 

80% de flota pesquera nacional paralizada por precios del combustible

Montevideo 1º de noviembre de 2022. La Cámara de Industrias Pesqueras del Uruguay (CIPU), informa que la flota pesquera nacional está prácticamente paralizada en este momento debido fundamentalmente al alza de los precios del combustible fijados por ANCAP. Ante la suspensión de carga de combustible en un buque la semana pasada, el presidente de ANCAP, Alejandro Stipanicic declaró “Es una decisión empresarial de algún operador que evidentemente no puede soportar los precios internacionales”, luego dijo que el ente “fija los precios en función de criterios muy objetivos y de parámetros internacionales” y que “tenemos la obligación de poner el combustible al precio más competitivo posible». Desde CIPU las empresas del sector responden que no es una decisión de un operador sino de todo el sector que no puede soportar los precios de ANCAP. Hace dos semanas, estaba parada el 45% de la flota, la semana pasada el 61%, y esta semana el 80%, afectando seriamente a todo el sector y a cientos de trabajadores que quedan sin la posibilidad de salir a pescar y luego a procesar el pescado. Respecto a la forma como se fijan los precios, el sector reclama conocer la fórmula de ajuste, ya que hasta el mes de marzo ANCAP tomada como referencia el precio del  “US Gulf Coast Diesel”, más un “costo ANCAP”, que significaba aproximadamente unos 60 dólares por encima de ese precio de referencia. Sin embargo a partir de marzo, el mark-up de ANCAP se multiplicó por 8, llegando a 400 o 500 dólares por encima del precio de referencia, sin ninguna justificación objetiva.   Sobre los precios internacionales, la Cámara expresa que Montevideo es uno de los puertos con el combustible más caro de la región, y que aún no entra en vigencia la desmonopolización del combustible para barcos.   Ante las declaraciones del presidente de ANCAP, la CIPU solicitó al Ministro Paganini y al subsecretario Walter Verri que intervengan en el tema para encontrar una solución urgente al tema.  

Descargar
archivo

Descargar
archivo

Pesqueros paralizan barcos y denuncian suba injustificada en precios de combustible

Montevideo, 26 de octubre de 2022. En el día de ayer el armador de un buque pesquero uruguayo cortó la carga de combustible a uno de sus barcos al enterarse de que ANCAP había subido nuevamente el precio del combustible un 7,59% respecto a la semana anterior, cuando ya había tenido una suba del 14,2%. 

Ante esta situación, el armador devolvió a su origen varias decenas de miles de litros que habían sido solicitados para zarpar esta semana, y que aún no habían sido cargados, ya que en esas condiciones decidió suspender la actividad del buque. 

Con esta medida quedan sin trabajar una veintena de tripulantes y ya son varios buques que han ido parando su actividad al hacerse inviable la operación en estas condiciones. 

Entre diciembre de 2021 y junio de 2022, el precio del gasoil marino para buques pesqueros de bandera uruguaya pasó de 669 a 1,513 dólares por metro cúbico multiplicándose por 2.26. A principios de octubre de 2022 bajó a 1,154 para luego comenzar una subida que lo llevó a 1,445 (precio “ANCAP” sin incluir transporte ni margen de distribuidor).

Sabemos que el precio internacional del petróleo ha subido, pero la suba de ANCAP está muy por encima de esa evolución y los precios de la región, tanto en Argentina como en Brasil, están muy debajo de los precios de ANCAP (aproximadamente USD 1.100 en Argentina y USD 1.200 en Brasil, frente a los casi 1.500 de Uruguay).  

Las cámaras pesqueras CIPU y CAPU han venido planteando el tema en diferentes ámbitos del gobierno y confían en poder disponer pronto de criterios racionales y transparentes para la determinación de los precios y que éstos pasen a ser competitivos con los de la región.

 

Pesqueros paralizan barcos y denuncian suba injustificada en precios de combustible

Montevideo, 26 de octubre de 2022. En el día de ayer el armador de un buque pesquero uruguayo cortó la carga de combustible a uno de sus barcos al enterarse de que ANCAP había subido nuevamente el precio del combustible un 7,59% respecto a la semana anterior, cuando ya había tenido una suba del 14,2%.  Ante esta situación, el armador devolvió a su origen varias decenas de miles de litros que habían sido solicitados para zarpar esta semana, y que aún no habían sido cargados, ya que en esas condiciones decidió suspender la actividad del buque.  Con esta medida quedan sin trabajar una veintena de tripulantes y ya son varios buques que han ido parando su actividad al hacerse inviable la operación en estas condiciones.  Entre diciembre de 2021 y junio de 2022, el precio del gasoil marino para buques pesqueros de bandera uruguaya pasó de 669 a 1,513 dólares por metro cúbico multiplicándose por 2.26. A principios de octubre de 2022 bajó a 1,154 para luego comenzar una subida que lo llevó a 1,445 (precio “ANCAP” sin incluir transporte ni margen de distribuidor). Sabemos que el precio internacional del petróleo ha subido, pero la suba de ANCAP está muy por encima de esa evolución y los precios de la región, tanto en Argentina como en Brasil, están muy debajo de los precios de ANCAP (aproximadamente USD 1.100 en Argentina y USD 1.200 en Brasil, frente a los casi 1.500 de Uruguay).   Las cámaras pesqueras CIPU y CAPU han venido planteando el tema en diferentes ámbitos del gobierno y confían en poder disponer pronto de criterios racionales y transparentes para la determinación de los precios y que éstos pasen a ser competitivos con los de la región.  

Descargar
archivo

Descargar
archivo

Jóvenes estudiantes de UTU visitan buques pesqueros

Hoy visitaron los muelles 10 y 11 del Puerto de Montevideo, alumnos de la Escuela Técnica de Reparaciones, Construcciones Navales y Anexos (UTU de Carmelo). Con la coordinación entre el profesor Marcelo Martínez Fernández y las Cámaras Uruguayas de la Pesca (CIPU y CAPU). Los estudiantes estuvieron a bordo de los buques «Besugo», «Dartesa» y «Nilto I». También intercambiaron con los rederos que brindan servicios a la flota pesquera industrial uruguaya.

Para las empresas de CIPU y CAPU es fundamental la formación del personal que habrá de trabajar en el sector. En particular se está haciendo énfasis, en colaboración con las autoridades nacionales en la formación de jóvenes y también de mujeres, en una experiencia inédita que habrá de concretarse en los próximos días.

Muchas gracias a los visitantes y a todos los colaboradores de las distintas empresas que, generosamente, ofrecieron a los muchachos su tiempo y experiencias.

Estamos trabajando para intentar solucionar las múltiples amenazas a la sustentabilidad de un sector relevante para la economía del país.

Disponer de personal bien capacitado y con ganas de trabajar, motivado y que valore el trabajo, es un pilar fundamental para la renovación del sector.

En eso estamos. A seguir construyendo futuro!

fotos de: Marcelo Toscano

Jóvenes estudiantes de UTU visitan buques pesqueros

Hoy visitaron los muelles 10 y 11 del Puerto de Montevideo, alumnos de la Escuela Técnica de Reparaciones, Construcciones Navales y Anexos (UTU de Carmelo). Con la coordinación entre el profesor Marcelo Martínez Fernández y las Cámaras Uruguayas de la Pesca (CIPU y CAPU). Los estudiantes estuvieron a bordo de los buques «Besugo», «Dartesa» y «Nilto I». También intercambiaron con los rederos que brindan servicios a la flota pesquera industrial uruguaya. Para las empresas de CIPU y CAPU es fundamental la formación del personal que habrá de trabajar en el sector. En particular se está haciendo énfasis, en colaboración con las autoridades nacionales en la formación de jóvenes y también de mujeres, en una experiencia inédita que habrá de concretarse en los próximos días. Muchas gracias a los visitantes y a todos los colaboradores de las distintas empresas que, generosamente, ofrecieron a los muchachos su tiempo y experiencias. Estamos trabajando para intentar solucionar las múltiples amenazas a la sustentabilidad de un sector relevante para la economía del país. Disponer de personal bien capacitado y con ganas de trabajar, motivado y que valore el trabajo, es un pilar fundamental para la renovación del sector. En eso estamos. A seguir construyendo futuro! fotos de: Marcelo Toscano

Descargar
archivo

Descargar
archivo

Carta de CIPU y CAPE al canciller Francisco Bustillo sobre grave situación diplomática

La Cámara de Industrias Pesqueras del Uruguay (CIPU) y la Cámara de Agentes de Pesqueros Extranjeros (CAPE), remitieron en forma conjunta una carta al canciller Francisco Bustillo, expresando su preocupación por lo que se estaría negociando en estos días en la sede de Naciones Unidas en Nueva York.

Supuestamente se trata de la última ronda de negociaciones de la Conferencia intergubernamental sobre un instrumento internacional jurídicamente vinculante en el marco de la Convención de las Naciones Unidas del Derecho del Mar (CONVEMAR), denominado “Diversidad biológica marina de las zonas situadas fuera de la jurisdicción nacional” (conocida como BBNJ, por sus siglas en inglés).

Las negociaciones son las más importantes desde la creación de la Convención de Derecho del Mar (CONVEMAR) y el posterior Acuerdo de Nueva York de 1995, sobre las poblaciones de peces transzonales y altamente migratorios.

La pesca debe mantenerse fuera del alcance de un acuerdo como el que se estaría procurando, y debe continuar rigiéndose a través del mandato de las Organizaciones Regionales de Ordenación Pesquera (OROP).

Deben ser las OROP quienes realicen la investigación, analicen y decidan dónde, cuándo y qué tipo de Áreas Marinas Protegidas deben crearse en sus zonas de jurisdicción.

El sector pesquero es el primer interesado en gestionar los mares de forma sustentable para preservar su actividad. Las áreas marinas protegidas son una herramienta peligrosa si no se define su alcance con cuidado y con participación de todos los involucrados

Desde CIPU y CAPE comunicamos a nuestra Cancillería la gran preocupación del sector sobre este tema que viene a sumarse a múltiples dificultades que siguen sin resolverse y que ponen en riesgo toda la actividad pesquera de nuestro país.

Adjuntamos la carta presentada: Carta a MRREE – ONU 17 08 2022

Carta de CIPU y CAPE al canciller Francisco Bustillo sobre grave situación diplomática

La Cámara de Industrias Pesqueras del Uruguay (CIPU) y la Cámara de Agentes de Pesqueros Extranjeros (CAPE), remitieron en forma conjunta una carta al canciller Francisco Bustillo, expresando su preocupación por lo que se estaría negociando en estos días en la sede de Naciones Unidas en Nueva York. Supuestamente se trata de la última ronda de negociaciones de la Conferencia intergubernamental sobre un instrumento internacional jurídicamente vinculante en el marco de la Convención de las Naciones Unidas del Derecho del Mar (CONVEMAR), denominado “Diversidad biológica marina de las zonas situadas fuera de la jurisdicción nacional” (conocida como BBNJ, por sus siglas en inglés). Las negociaciones son las más importantes desde la creación de la Convención de Derecho del Mar (CONVEMAR) y el posterior Acuerdo de Nueva York de 1995, sobre las poblaciones de peces transzonales y altamente migratorios. La pesca debe mantenerse fuera del alcance de un acuerdo como el que se estaría procurando, y debe continuar rigiéndose a través del mandato de las Organizaciones Regionales de Ordenación Pesquera (OROP). Deben ser las OROP quienes realicen la investigación, analicen y decidan dónde, cuándo y qué tipo de Áreas Marinas Protegidas deben crearse en sus zonas de jurisdicción. El sector pesquero es el primer interesado en gestionar los mares de forma sustentable para preservar su actividad. Las áreas marinas protegidas son una herramienta peligrosa si no se define su alcance con cuidado y con participación de todos los involucrados Desde CIPU y CAPE comunicamos a nuestra Cancillería la gran preocupación del sector sobre este tema que viene a sumarse a múltiples dificultades que siguen sin resolverse y que ponen en riesgo toda la actividad pesquera de nuestro país. Adjuntamos la carta presentada: Carta a MRREE – ONU 17 08 2022

Descargar
archivo

Descargar
archivo

Miles de empleos amenazados por el sindicato de la pesca

El pasado 21 de julio de 2022 un grumete se vio obligado a renunciar a su puesto de trabajo al ser presionado por miembros del SUNTMA debido a su negativa a afiliarse al sindicato.
Al día siguiente, integrantes de la misma organización, intentaron presionar a una empresa para que vuelva a contratar a un marinero que había sido despedido a fines de 2021 (quien había cobrado la indemnización correspondiente). Ante la negativa de la empresa, personal afiliado al sindicato, presionó a los marineros embarcados, logrando paralizar a cinco buques que estaban prontos para salir.

Esta situación no solo daña a las empresas armadoras sino también a decenas de tripulantes que no pudieron salir a trabajar en plena temporada de pesca y pone en riesgo el trabajo de otros cientos de personas en las plantas de procesamiento de pescado que reciben la materia prima de dichas embarcaciones.

El silencio cómplice de la ANP y de todas las autoridades del Puerto de Montevideo hace posible lo que hemos denominado la “dictadura sindical” del SUNTMA, cuyos dirigentes han declarado abiertamente que quien no está afiliado al sindicato no puede trabajar y que junto a un grupo de afiliados ejercen presión sobre quienes quieren trabajar y paralizan la actividad incumpliendo todos los acuerdos y atentando contra la libertad y el derecho al trabajo.

Denunciamos la complicidad de las autoridades con el sindicato al no haber solucionado aún la presencia totalmente irregular de una “oficina” del sindicato dentro del puerto en el área asignada a la operativa del sector y al no haber actuado sobre la ilegal atribución al sindicato de otorgar pases de acceso al puerto, lo que a su vez, hace posible esas actitudes mafiosas en contra de la actividad y la libertad. El pasado 25 de marzo la Cámara de Industrias Pesqueras del Uruguay intimó a la ANP a cumplir con el código internacional de Protección de Buques e Instalaciones Portuarias (PBIP), corrigiendo esa situación, y no hubo ninguna respuesta aún.

El sector pesquero se encuentra en una grave crisis configurada también por otros múltiples factores como por ejemplo los precios de los combustibles, la inoperancia y mala gestión de la DINARA o la desviación de fondos del Fondo de Desarrollo Pesquero a Rentas Generales.

La Cámara de Industrias Pesqueras del Uruguay (CIPU) y la Cámara de Armadores Pesqueros del Uruguay (CAPU), manifiestan que se ha llegado al límite de viabilidad del sector. Agradecen al gobierno su disposición para escuchar, pero no alcanza con eso. Solicitan al Gobierno Nacional que actúe de forma urgente para evitar que en los próximos días se paralice totalmente la actividad y se pierdan miles de empleos.

Se adjunta declaración de marinero obligado a desembarcar por el sindicato,  presentada ante el MTSS, y foto de “oficina” irregular del SUNTMA dentro del puerto.

Cámara de Industrias Pesqueras del Uruguay, Cámara de Armadores Pesqueros del Uruguay. 25 de julio de 2022.

Miles de empleos amenazados por el sindicato de la pesca

El pasado 21 de julio de 2022 un grumete se vio obligado a renunciar a su puesto de trabajo al ser presionado por miembros del SUNTMA debido a su negativa a afiliarse al sindicato. Al día siguiente, integrantes de la misma organización, intentaron presionar a una empresa para que vuelva a contratar a un marinero que había sido despedido a fines de 2021 (quien había cobrado la indemnización correspondiente). Ante la negativa de la empresa, personal afiliado al sindicato, presionó a los marineros embarcados, logrando paralizar a cinco buques que estaban prontos para salir. Esta situación no solo daña a las empresas armadoras sino también a decenas de tripulantes que no pudieron salir a trabajar en plena temporada de pesca y pone en riesgo el trabajo de otros cientos de personas en las plantas de procesamiento de pescado que reciben la materia prima de dichas embarcaciones. El silencio cómplice de la ANP y de todas las autoridades del Puerto de Montevideo hace posible lo que hemos denominado la “dictadura sindical” del SUNTMA, cuyos dirigentes han declarado abiertamente que quien no está afiliado al sindicato no puede trabajar y que junto a un grupo de afiliados ejercen presión sobre quienes quieren trabajar y paralizan la actividad incumpliendo todos los acuerdos y atentando contra la libertad y el derecho al trabajo. Denunciamos la complicidad de las autoridades con el sindicato al no haber solucionado aún la presencia totalmente irregular de una “oficina” del sindicato dentro del puerto en el área asignada a la operativa del sector y al no haber actuado sobre la ilegal atribución al sindicato de otorgar pases de acceso al puerto, lo que a su vez, hace posible esas actitudes mafiosas en contra de la actividad y la libertad. El pasado 25 de marzo la Cámara de Industrias Pesqueras del Uruguay intimó a la ANP a cumplir con el código internacional de Protección de Buques e Instalaciones Portuarias (PBIP), corrigiendo esa situación, y no hubo ninguna respuesta aún. El sector pesquero se encuentra en una grave crisis configurada también por otros múltiples factores como por ejemplo los precios de los combustibles, la inoperancia y mala gestión de la DINARA o la desviación de fondos del Fondo de Desarrollo Pesquero a Rentas Generales. La Cámara de Industrias Pesqueras del Uruguay (CIPU) y la Cámara de Armadores Pesqueros del Uruguay (CAPU), manifiestan que se ha llegado al límite de viabilidad del sector. Agradecen al gobierno su disposición para escuchar, pero no alcanza con eso. Solicitan al Gobierno Nacional que actúe de forma urgente para evitar que en los próximos días se paralice totalmente la actividad y se pierdan miles de empleos. Se adjunta declaración de marinero obligado a desembarcar por el sindicato,  presentada ante el MTSS, y foto de “oficina” irregular del SUNTMA dentro del puerto. Cámara de Industrias Pesqueras del Uruguay, Cámara de Armadores Pesqueros del Uruguay. 25 de julio de 2022.

Descargar
archivo

Descargar
archivo

Cámara Pesquera reivindicó estado de sus barcos y tendió la mano al sindicato: “Hay que dejar de vernos como enemigos”

En nota con El Observador, el presidente de CIPU, Juan Riva-Zucchelli respondió afirmaciones del SUNTMA que no se ajustan a la realidad y apostó a trabajar juntos, gobierno, trabajadores y empresarios por el desarrollo del sector: «Tenemos que ser más eficientes, defender la pesca sustentable, ser competitivos y siempre ir a más apuntando a crecer y recuperar lo perdido».

En ese link la nota completa.

Cámara Pesquera reivindicó estado de sus barcos y tendió la mano al sindicato: “Hay que dejar de vernos como enemigos”

En nota con El Observador, el presidente de CIPU, Juan Riva-Zucchelli respondió afirmaciones del SUNTMA que no se ajustan a la realidad y apostó a trabajar juntos, gobierno, trabajadores y empresarios por el desarrollo del sector: «Tenemos que ser más eficientes, defender la pesca sustentable, ser competitivos y siempre ir a más apuntando a crecer y recuperar lo perdido». En ese link la nota completa.

Descargar
archivo

Descargar
archivo

Empresas de la CIPU intimaron a la ANP a que cumpla el Código Internacional PBIP

Un importante grupo de empresas de la CIPU denunciaron a la ANP el incumplimiento del Código Internacional para la Protección de Buques e Instalaciones Portuarias y la intimaron a tomar las medidas necesarias para corregir esta situación.

En el escrito de Intimación ANP – CIPU 25.3.22 (1), y sobre el que no hubo respuestas formales de parte de la ANP, las empresas advierten sobre los riesgos de esta irregularidad en cuanto a la falta de controles y de seguridad, advirtiendo sobre los posibles daños y perjuicios que se pueden provocar por este motivo.

En particular, las empresas denuncian que el actual procedimiento de otorgamiento de carnés de acceso y circulación en el recinto portuario, en el marco de una resolución del año 2009, que califican de ilegal e ilegítima, otorga permisos que no están relacionados a la operativa portuaria ni con plazo de vigencia, lo que resulta clave para la seguridad de buques e instalaciones portuarias.

En el escrito se intima a la ANP a que revoque la resolución de 2009 que habilita el acceso y circulación por tiempo indefinido de integrantes de organizaciones sindicales no necesariamente relacionadas a la operativa portuaria, y que revoque la potestad del SUNTMA, por cuanto no es un operador portuario, de otorgar permisos de acceso y circulación en el puerto, así como los actuales permisos que no tengan relación directa con la operativa.

Desde las empresas de la CIPU se considera que presencia del sindicato en el muelle y sus reiteradas posturas de paralización de actividades y convocatoria a asambleas afectando directamente la operativa y atentando contra la libertad de trabajo generan una «ocupación de hecho» sobre la que las autoridades deberían actuar para detener la pérdida de empleos y las pérdidas millonarias que esta situación provoca al sector y al país.

Las habilitaciones a personas del sindicato ajenas a la operativa, de acuerdo al Código PBIP, deberían otorgarse exclusivamente ante denuncias o pedidos concretos y con la vigencia correspondiente a situaciones particulares y no como sucede en la actualidad, con un mecanismo que hace posible una «dictadura sindical», atentando contra la libertad de trabajo y la libertad de contratación de las empresas.  

Empresas de la CIPU intimaron a la ANP a que cumpla el Código Internacional PBIP

Un importante grupo de empresas de la CIPU denunciaron a la ANP el incumplimiento del Código Internacional para la Protección de Buques e Instalaciones Portuarias y la intimaron a tomar las medidas necesarias para corregir esta situación. En el escrito de Intimación ANP – CIPU 25.3.22 (1), y sobre el que no hubo respuestas formales de parte de la ANP, las empresas advierten sobre los riesgos de esta irregularidad en cuanto a la falta de controles y de seguridad, advirtiendo sobre los posibles daños y perjuicios que se pueden provocar por este motivo. En particular, las empresas denuncian que el actual procedimiento de otorgamiento de carnés de acceso y circulación en el recinto portuario, en el marco de una resolución del año 2009, que califican de ilegal e ilegítima, otorga permisos que no están relacionados a la operativa portuaria ni con plazo de vigencia, lo que resulta clave para la seguridad de buques e instalaciones portuarias. En el escrito se intima a la ANP a que revoque la resolución de 2009 que habilita el acceso y circulación por tiempo indefinido de integrantes de organizaciones sindicales no necesariamente relacionadas a la operativa portuaria, y que revoque la potestad del SUNTMA, por cuanto no es un operador portuario, de otorgar permisos de acceso y circulación en el puerto, así como los actuales permisos que no tengan relación directa con la operativa. Desde las empresas de la CIPU se considera que presencia del sindicato en el muelle y sus reiteradas posturas de paralización de actividades y convocatoria a asambleas afectando directamente la operativa y atentando contra la libertad de trabajo generan una «ocupación de hecho» sobre la que las autoridades deberían actuar para detener la pérdida de empleos y las pérdidas millonarias que esta situación provoca al sector y al país. Las habilitaciones a personas del sindicato ajenas a la operativa, de acuerdo al Código PBIP, deberían otorgarse exclusivamente ante denuncias o pedidos concretos y con la vigencia correspondiente a situaciones particulares y no como sucede en la actualidad, con un mecanismo que hace posible una «dictadura sindical», atentando contra la libertad de trabajo y la libertad de contratación de las empresas.  

Descargar
archivo

Descargar
archivo

80 trabajadores salen del seguro de paro y se crearán 50 nuevos puestos por reanudación de las actividades pesqueras

La planta de procesamiento de pescado NOVABARCA SA, ubicada en la localidad de Barros Blancos, lentamente vuelve a retomar su funcionamiento luego de haber tenido que tomar la difícil decisión en marzo de enviar a 80 trabajadores efectivos al seguro de paro, como consecuencia de una huelga de marineros y capitanes que la dejó sin materia prima.

Teniendo en cuenta que la reactivación de la actividad aún es lenta, la empresa se ha propuesto aumentar su producción, y para ello, ha decidido incorporar más trabajadores y habilitar un segundo turno, lo cual redundará en la contratación de más de 50 nuevos operarios.

NOVABARCA SA es uno de los principales productores y exportadores de pescado del Uruguay, siendo una de las pocas plantas pesqueras habilitadas para exportar a la Comunidad Europea. Posee una capacidad de producción de hasta 120 toneladas por día, emplea a más de 80 personas y en plena operativa puede llegar a las 200.

80 trabajadores salen del seguro de paro y se crearán 50 nuevos puestos por reanudación de las actividades pesqueras

La planta de procesamiento de pescado NOVABARCA SA, ubicada en la localidad de Barros Blancos, lentamente vuelve a retomar su funcionamiento luego de haber tenido que tomar la difícil decisión en marzo de enviar a 80 trabajadores efectivos al seguro de paro, como consecuencia de una huelga de marineros y capitanes que la dejó sin materia prima. Teniendo en cuenta que la reactivación de la actividad aún es lenta, la empresa se ha propuesto aumentar su producción, y para ello, ha decidido incorporar más trabajadores y habilitar un segundo turno, lo cual redundará en la contratación de más de 50 nuevos operarios. NOVABARCA SA es uno de los principales productores y exportadores de pescado del Uruguay, siendo una de las pocas plantas pesqueras habilitadas para exportar a la Comunidad Europea. Posee una capacidad de producción de hasta 120 toneladas por día, emplea a más de 80 personas y en plena operativa puede llegar a las 200.

Descargar
archivo

Descargar
archivo

Sobre una nueva convocatoria del SUNTMA a paralizar actividades

Las empresas y los trabajadores de todo el sector han sufrido pérdidas muy importantes como consecuencia de las reiteradas convocatorias del SUNTMA a asambleas y paros de los últimos meses.
Recientes declaraciones de la dirigencia del SUNTMA dejan en evidencia la falta de libertad que sufre el personal de la pesca para decidir trabajar o no, adhiriendo o no a medidas como las planteadas. Ese no es el camino para defender el trabajo de todos.
Las empresas respetamos la actividad sindical pero no su tiranía ni la imposición de sus decisiones a todo el colectivo. Por lo tanto cada empresa, de acuerdo a su propio cronograma de entradas a puerto, priorizando la continuidad de la actividad para el bien de todos, y en diálogo con sus patrones y su personal decidirá si los barcos están en puerto el día 29 para una nueva asamblea del sindicato, y se siguen perdiendo jornales y oportunidades de empleo que tanto precisa el país y la familia del mar, o si se aprovecha el comienzo de una nueva zafra para sacar adelante al sector, superar las grandes dificultades que enfrenta y retoma el camino del crecimiento y la generación de empleo.
Esta debiera ser una decisión libre de cada trabajador sin tener que pedir permiso a un sindicato cuyas acciones solo han provocado pérdida de empleos y oportunidades. Elegir un camino u otro es una responsabilidad de cada uno de los trabajadores. Las empresas elegimos trabajar, invertir, crear oportunidades y bienestar para nuestra gente.
Confiamos en poder transitar este camino y que del lado de las autoridades se defienda también el derecho al trabajo, la libertad de las empresas y se corrijan las irregularidades que hacen posible la actual dictadura sindical.
La presencia de los barcos en el puerto el día 29 no debiera ser el resultado de una decisión sindical, sino del cronograma de trabajo de cada empresa y del diálogo con sus trabajadores, para darle continuidad a la actividad y así al empleo en todo el sector.
Solamente será posible mejorar las condiciones de trabajo y los resultados de la actividad, si hay actividad, y este tipo de paralizaciones solo aumentan el riesgo de que siga disminuyendo y se sigan perdiendo empleos.
Aprovechamos la oportunidad para saludar a toda la familia del mar en un nuevo 1º de mayo, convencidos de que la defensa real del trabajo de todos, cuidándolo, es la mejor forma de celebrarlo con respeto y responsabilidad colectiva.

Sobre una nueva convocatoria del SUNTMA a paralizar actividades

Las empresas y los trabajadores de todo el sector han sufrido pérdidas muy importantes como consecuencia de las reiteradas convocatorias del SUNTMA a asambleas y paros de los últimos meses. Recientes declaraciones de la dirigencia del SUNTMA dejan en evidencia la falta de libertad que sufre el personal de la pesca para decidir trabajar o no, adhiriendo o no a medidas como las planteadas. Ese no es el camino para defender el trabajo de todos. Las empresas respetamos la actividad sindical pero no su tiranía ni la imposición de sus decisiones a todo el colectivo. Por lo tanto cada empresa, de acuerdo a su propio cronograma de entradas a puerto, priorizando la continuidad de la actividad para el bien de todos, y en diálogo con sus patrones y su personal decidirá si los barcos están en puerto el día 29 para una nueva asamblea del sindicato, y se siguen perdiendo jornales y oportunidades de empleo que tanto precisa el país y la familia del mar, o si se aprovecha el comienzo de una nueva zafra para sacar adelante al sector, superar las grandes dificultades que enfrenta y retoma el camino del crecimiento y la generación de empleo. Esta debiera ser una decisión libre de cada trabajador sin tener que pedir permiso a un sindicato cuyas acciones solo han provocado pérdida de empleos y oportunidades. Elegir un camino u otro es una responsabilidad de cada uno de los trabajadores. Las empresas elegimos trabajar, invertir, crear oportunidades y bienestar para nuestra gente. Confiamos en poder transitar este camino y que del lado de las autoridades se defienda también el derecho al trabajo, la libertad de las empresas y se corrijan las irregularidades que hacen posible la actual dictadura sindical. La presencia de los barcos en el puerto el día 29 no debiera ser el resultado de una decisión sindical, sino del cronograma de trabajo de cada empresa y del diálogo con sus trabajadores, para darle continuidad a la actividad y así al empleo en todo el sector. Solamente será posible mejorar las condiciones de trabajo y los resultados de la actividad, si hay actividad, y este tipo de paralizaciones solo aumentan el riesgo de que siga disminuyendo y se sigan perdiendo empleos. Aprovechamos la oportunidad para saludar a toda la familia del mar en un nuevo 1º de mayo, convencidos de que la defensa real del trabajo de todos, cuidándolo, es la mejor forma de celebrarlo con respeto y responsabilidad colectiva.

Descargar
archivo